ENTRADA DESTACADA

CUANDO QUEDEN MIS RECUERDOS

Imagen
Llegará un momento, un día en que ya nuestras fuerzas habrán alcanzado su máximo. En que nuestros ojos ya habrán visto lo suficiente, y estarán agotados. Nuestra voz será tenue y débil. Nuestros pasos disminuirán y pasaremos nuestros días en quietud, en reposo; solo nuestra mente será la que se mueva, tantas veces irá más rápido que nuestra voluntad, de querer andar, tocar y decir.  ¿Hemos pensado alguna vez en esto?  Que cuando todo en nosotros haya perdido su vigor, nuestra mente aún conservará nuestros recuerdos.  ¿Qué son nuestros recuerdos?  Toda nuestras vivencias, todo lo que hemos vivido junto a todos aquello que se relacionaron con nosotros, que dejaron marcas buenas o malas, con quienes hemos hecho la mitad de cosas en nuestras vidas, recuerdos que serán agrios, dulces, fuertes, débiles, de alegría o de gran tristeza.  Muchas veces me quedé observando a los ancianos.  Y a veces veía a algunos de ellos, con sus miradas idas, y de sus ojos salían lágrimas.  Yo pen

PRESERVADOS EN LA COMUNION CON DIOS


Génesis 6:9                   

                                  
Estas son las generaciones de Noé: Noé, varón justo, era perfecto en sus generaciones; con Dios caminó Noe.
¡Los que caminan con Dios, no se pervierten, sino que se convierten, en  quienes fueron llamados a Ser!

 Dice al inicio de este capítulo que toda aquella generación se había pervertido. 

¿Y de qué manera se habían pervertido?

Dice en Génesis 6:1 y 2 que cuando los hombres comenzaron a multiplicarse y expandirse sobre la tierra, tuvieron hijos e hijas, pero esas hijas resultaron ser mujeres hermosas para los hijos de Dios que las vieron y escogiendo cada cual entre todas ellas, se casaron con ellas. 

Y en en Génesis 6: 4 dice que los gigantes (Números 13:33) aparecieron y  también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres, y les engendraron hijos.

Y en Génesis 6:5-Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y que todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal.

No solamente la raza humana se había pervertido sino también los seres celestiales, llamados Hijos de Dios ( Job 2:1)   

Es decir con pesar Dios comprobó que "todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal"  Habían adoptado conductas opuestas a la moral con la cual Dios los había creado. Y fue así que decidió "raer de toda la faz de la tierra desde el hombre hasta la bestia, aún hasta las aves del cielo."

Génesis 6:7-Y dijo Jehová: Raeré de sobre la faz de la tierra a los hombres que he creado, desde el hombre hasta la bestia, y hasta el reptil y las aves del cielo; pues me arrepiento de haberlos hecho.

Esa mezcla que no fue la voluntad de Dios, corrompieron lo que Dios había creado y establecido, a fin de lograr también multiplicarse, y tener descendencia a su manera, independientemente de la voluntad de dios. (Mateo 22:30- Porque en la resurrección, ni se casan ni son dados en matrimonio, sino que son como los ángeles de Dios en el cielo.)

Dios dijo que el hombre se unirá a su mujer, no que el hombre se unirá a un hombre, o una mujer a otra mujer. Tampoco había creado a los hijos de Dios (ángeles) para que se casaran y tuvieran descendencia, menos para que la tengan a través de la raza humana.

Dios le dio un lugar a los hombres, la tierra, y el cielo, a los hijos de Dios, para que sirvieran cada uno a Dios, según ese orden.

Pero el resultado a lo que Dios dijo ¡No! es trágico.

Porque no hubo freno para la violencia, producto de la corrupción sino tan solo por el diluvio.

Dice en Génesis 6:9 que Dios halló a Noe perfecto en sus generaciones. 

¿Qué quiere decir esto? 

Que Dios vio que, ni Noé ni su descendencia se había corrompido de la manera que sí lo hicieron sus generaciones, alterando con la mezcla el ADN del hombre.

Todo lo que es fruto de la mezcla a lo que Dios nos dijo que no nos uniéramos, da un fruto aborrecible, dañino, extraño a Dios, corrupto en su composición.

La pureza en Noé le permitió caminar con Dios, y Dios  camino con él en medio de esos tiempos violentos y de tal grado de perversión.

Esa comunión con Dios, preservó a Noé, y preservó la raza conforme fue creada por Dios a través de Él.

¿De qué lo preservó? De la corrupción,  y de la destrucción del diluvio con todos aquellos que no quisieron aceptar entrar en el Arca por no creer al mensaje pregonado por Noé y no se arrepintieron de haberse pervertido.

2 Pedro 2:9- Sabe el Señor librar de tentación a los piadosos, y reservar a los injustos para ser castigados en el día del juicio; 

Todo lo que Dios puso en tu corazón, si tu vas caminando con él, va a realizarse. 

Todo lo que Dios dijo acerca de ti y de tu descendencia, aunque veas violencia, corrupción, degradación, si tu te mantienes en la comunión con Dios, no se perderá, no se alterará sino que Dios te preservará, Dios estará contigo, guardándote.

Isaías 43:2 nos dice el Señor, que aunque pases por dificultades, por angustias, en situaciones que parezcan ahogarte o sepultarte, éstas no te vencerán por la razón de que Él camina junto a ti. ¡Aleluya!

Aunque andes en valles de sombras  y de muerte, no temerás mal alguno, Salmo 23, porque ¡Dios estará caminando contigo!

No importa lo que encuentres, lo que veas al ir caminando, si Dios está contigo, si tu vas con Dios, Él será tu Sombra a tu mano derecha y nada te podrá contaminar.

Dice que Noé vivió en un tiempo donde la violencia, la degradación, subía de niveles cada día, pero Noé pudo guardarse de todo aquello porque iba caminando con Dios.

¡Noé escogió caminar con la Gracia de Dios! Génesis 6:8 Mas Noé halló gracia ante los ojos de Dios!

Escoge no mirar lo malo, porque tus ojos se acostumbraran al mal, a la oscuridad y no tendrán más luz;  mira la Santidad de Dios, se santo, vive para agradarle y servirle, y haz lo que Él ordenó y tendrás como resultados frutos agradables y hermosos, para Dios.

Aquellos hombres, vuelvo a recordar, se multiplicaron y esparcieron sobre la tierra, y les nacieron hijas hermosas, pero ellas fueron tomadas por los desobedientes hijos de Dios, nosotros, tú y yo al caminar con Dios, al mirar su Santidad y guardarnos para Él, daremos frutos agradables y hermosos para Dios, porque estaremos preservados y llegaremos a ser lo que Dios dijo que seríamos!

Dios te bendiga!!

Pastora Sara Olguín.

Comentarios

LO MÁS LEÍDO

ES TIEMPO DE FLORECER: ¡FLORECERÁS!

SEÑAL DEL ULTIMO TIEMPO: LA COMEZON DE OIR

EL TORRENTE DE BESOR

LOS QUE NOS VISITARON