Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2019

ENTRADA DESTACADA

EL TORRENTE DE BESOR

Imagen
Las “ Aguas refrescantes y buenas noticias de Victoria ” 1 Samuel 30:9- “Inmediatamente David se puso en camino con los seiscientos hombres que le acompañaban, y llegaron al arroyo de Besor. Allí se quedaron 10-doscientos hombres que estaban muy cansados para cruzar el arroyo, y con los otros cuatrocientos continuó David la persecución “ Cuando David y sus hombres vinieron a Siclag al tercer día, los Amalecitas habían invadido el Neguev y a Siclag, y habían asolado y prendido fuego a Siclag. Y se habían llevado cautivas a las mujeres y a todos los que estaban allí desde el menor hasta el mayor, pero a nadie habían dado muerte, sino  que se los habían llevado al seguir su camino Esta última frase retuvo mi atención “pero a nadie habían dado muerte, sino se los habían llevado al seguir su camino” Los AMALECITAS, son espíritus merodeadores. Merodear : 1-Ir una persona con asiduidad por un lugar para curiosear, o buscar a una persona o a una cosa. 2- rondar por los alrededores de

LA ANSIEDAD DE PABLO

Imagen
La ansiedad de un siervo de Dios. Puede un Siervo de Dios padecer la Ansiedad? 2 Corintios 2:12 "Cuando llegué a la ciudad de Tróas para anunciar el evangelio de Cristo, se me abrieron las puertas para trabajar por el Señor. 13- Pero mi ánimo no estaba tranquilo, porque no encontré a mi hermano Tito. Por eso me despedí de ellos y me fui a Macedonia." Muc has veces se nos abren puertas de Oportunidades de parte de Dios, para que en el Poder de su Gracia realicemos la Obra de Dios, eso no significa que no tengamos también junto a ese gran gozo, situaciones que nos harán sentir "sin reposo" o con "intranquilidad". El apóstol Pablo estaba feliz por un lado a causa de la oportunidad de predicar la palabra en Troas, pero al pasar unos días aún viendo que estaba Dios con él, se puso ansioso, intranquilo porque su querido hermano Tito no había llegado aún a ese lugar como habían quedado. Tito había sido enviado en servicio por el A

LOS QUE NOS VISITARON